Urban Beat Contenidos

La Tarara, la nueva vermutería de moda en Madrid.

la tarara
Recientemente inaugurado, esta vermutería moderna ha sido el último vecino en llegar al barrio. Un pequeño local consagrado al aperitivo madrileño por excelencia ubicado en la calle Áncora. Bajo un cartel negro y con nombre de aire folclórico, se convierte en el lugar ideal para disfrutar de este vino macerado.

Una actualización esmerada y humilde del bar de barrio, La Tarara forma parte del nuevo marco gastronómico del barrio de Arganzuela. Esta encantadora esquina con una amplia terraza, invita a los vecinos de la zona y a los amantes del vermú a disfrutar de esta taberna  donde, como apunta su propietaria, «nos despertamos subiendo la persiana y nos acostamos bajándola».

Abrió hace apenas cinco meses pero su aventura en solitario estaba ya predestinada. «Viví un tiempo justo encima del local y siempre fantaseaba con qué haría si lo tuviera». Una treintena de vermuts gobiernan la oferta líquida, especialización inédita por estos lares; puedes llevar el aperitivo en cualquier dirección, de Galicia a Cádiz, de La Rioja a Cataluña.

la tarara
la tarara

«El nombre viene del conocido poema de Lorca que, convertido en canción, es mi favorita; la gente entra ya cantándola. Y, por otro lado, tiene un guiño secreto autorreferencial. Si cambias la primera ‘r’ por una ‘m’, tienes mi nombre». Tamara, apoyándose en una carta ideada por Raquel en un primer momento pero con Natalia ejecutádola a diario, ha creado un lugar a su medida, sabiendo que no se necesita mucho más que uno de sus suculentos planchaditos (pan de cristal de masa madre), sea de jabalí, pollo cajún o vegano, una ración de boquerones caseros y unos amigos para echar la tarde.

la tarara

los orígenes de la maravillosa "hora del vermú".

La hora del vermú va mucho más allá de disfrutar de esta bebida macerada, ya que se ha convertido en un acto social que acompaña los mediodías al sol con unos buenos pinchos, unas aceitunitas y buena compañía. 

Pero sus orígenes se remontan al siglo V antes de la Era Común concretamente, adjudicando su concepción al célebre médico y filósofo griego Hipócrates de Cos, que no hacía otra cosa que buscar un tónico medicinal de hierbas. Según cuenta, el antiguo griego puso a macerar flores de ajenjo y hojas de díctamo en vino y, sin comerlo pero sí bebiéndolo, dio con un pariente muy cercano al vermú de nuestros días. Por esta historia, en la Edad Media, las preparaciones similares recibían el nombre de «vino hipocrático».

vermú

Pero este supuesto origen, que más bien puede ser una simple leyenda, las teorías lo remontan también al Antiguo Egipto y el Imperio Romano. Se dice que existe una referencia a una suerte de vermú en un canto de La Odisea, cuando la reina Helena ofrece a su marido Menelao una preparación a base de hierbas egipcias. De igual modo, la costumbre de macerar hierbas en vino la tuvieron efectivamente los antiguos romanos y otras culturas pasadas, llegando la tradición hasta la Edad Media y diversas comunidades monásticas europeas.

Sea como fuere, la réplica de todas estas hipótesis difíciles de contrastar la encontramos en la historia que le otorga todos los méritos, por los menos inequívocamente los de su concepción moderna, a un señor llamado Antonio Carpano. En el año 1786, este italiano oriundo de Turín confeccionó una receta de aperitivo alemán a base de vino y el denominado wermutajenjo en alemán. El resultado era una suerte de vino aromatizado con plantas amargas. Del empleo de esa especie de absenta alemana le vino el nombre.

La Tarara.
Dirección: C/ del Áncora, 19, 28045 Madrid
 

Compartir:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Revista urban beat portada 0
¡Descarga ahora el último nùmero de nuestra revista!

Taberna El Agrado 

Abría sus puertas poco antes del confinamiento, y tras esos meses en los que el mundo pareció congelarse, la Taberna Agrado dejó en conserva toda la magia que tenía prevista para fascinar a los vecinos y visitantes de uno de los barrios más excéntricos, auténticos y sorprendentes de la ciudad: el Triball, o Malasaña Chica,

pizzería López & López

Pizzería López & López, en el corazón de Lavapiés y Malasaña.

López & López es un espacio rendido a la pizza, concretamente a la romana, más fina y crujiente que otras. De mano de uno de los pizzeros más renombrados, el manchego Jesús Marquina, la idea detrás de López & López es a través de pizzas de larga fermentación e ingredientes de primerísima calidad.

grupolalala-mamona-castellana-gallery-02

La Mamona Castellana, el nuevo restaurante estrella de Madrid.

La Mamona Castellana es uno de los espacios más llamativos, versátiles y gastronómicos de la capital. Un lugar que no deja indiferente gracias a su propuesta gastronómica, a sus diferentes espacios e interiorismo, y, por supuesto, a su ubicación privilegiada, en Paseo de la Castellana 62.

Grupo Bamboleo

Grupo Bamboleo renueva la escena gastronómica desde Malpica Bar, Circo de las Tapas y Bar Toboggán.

Los orígenes del Grupo Bamboleo son el resumen de muchos viajes a lo largo y ancho del planeta, dando como resultado tres originales espacios mediterráneos, que se ubican en barrios clave de la capital. Mientras en Malasaña, en la Corredera Baja, encontramos Malpica y Circo de las Tapas, en el muy emergente barrio de Legazpi, muy cerca de Madrid Río, nos atrapará el vibrante ambiente de Bar Toboggán.

También te puede interesar

ê Silvia Zayas

«ê», la exposición en Matadero Madrid de Silvia Zayas.

Matadero Madrid, centro de creación contemporánea del Área de Cultura, Turismo y Deporte del Ayuntamiento de Madrid, presenta la exposición ê, de Silvia Zayas, dentro del programa Profundidad de campo, dedicado a la muestra y estudio de las prácticas audiovisuales.

Ir arriba

¡Entérate de todo lo que hacemos

Regístrate en nuestro boletín semanal para recibir todas nuestras noticias